Archivos Mensuales: diciembre 2014

“La primera feminista de Colombia”

Estándar

Tomada de: http://feministasafrodiasporicas.blogspot.com/2014/11/marcha-de-los-turbantes.html

La vida está plagada de grandes ambivalencias, de contradicciones y de contingencia. La vida política por otra parte está llena de injusticias, de desigualdades y sobre todo de privilegios que son posibles por la opresión de otros, de otras. La semana pasada para mí fue una de esos momentos donde el peso de la desigualdad y el privilegio se hizo evidente de una manera cruda. De un lado, en el edificio de posgrados de ciencias humanas de la Universidad Nacional se conmemoraban los 20 años de la Escuela de Estudios de Género y Feministas, por el otro un grupo de mujeres marchaba desde algunos municipios del Norte del Cauca hacia Bogotá, intentando hacerse oír en un país en donde lo que pasa fuera de Bogotá no importa.

En la Nacional escuchamos los desarrollos de los estudios de género en Colombia en varios centros académicos del país. Mientras tanto la marcha de los turbantes, como se denominó la movilización de las mujeres negras, llegaba a esta ciudad hostil y racista. En la Nacional asistimos a un homenaje a las pioneras del feminismo académico en Bogotá, y lo que yo esperaba fuera un acto político, un merecido homenaje a académicas y activistas que han trabajado para que este tipo de estudios tenga lugar en una academia que aún no los considera “serios”, terminó siendo un acto de exaltación del privilegio en donde la palabra una vez más la tuvieron las extranjeras del grupo: Donny Meertens y Florence Thomas. A su lado estaban Yolanda Puyana, Magdalena León, María Eugenia Martínez, tres grandes investigadoras y profesoras que seguramente habrían tenido un poco más de contexto político para saber que mientras estábamos allí, afuera un grupo de mujeres negras se enfrentaba a la histórica indiferencia gubernamental y social a sus demandas. Se enfrentaban a años de racismo y explotación, ahora encarnada en un gobierno que pretende entregar a las grandes corporaciones mineras lo que tradicionalmente ha sido su sustento, contaminando sus aguas y envenenando sus tierras.

Tal vez no recuerde de manera literal las palabras de Florence Thomas, pero cuando recibió el reconocimiento, hizo notar en tono de burla que esa tarde iban a tener la palabra las dos europeas del grupo, lo cual era particular porque al parecer por estos días estaba mal visto ser europea y blanca. Que ahora siempre le decían que debía hacer una especie de renuncia, porque era algo de lo cual avergonzarse (que debía deseuropeizarse) pero que para ella en realidad lo que había que hacer era “descatolizarse” (quién sabe qué significa eso). Nadie dijo nada. Yo no dije nada. Tal vez por rabia el insulto se dejó pasar como tantas veces se ha dejado sin controvertir sus afirmaciones acerca de que ella fue la que “trajo” el feminismo a Colombia o que habla por todas las mujeres.

Ella que se ríe desde el privilegio no se dio cuenta de lo inapropiado de expresar públicamente su desprecio por la crítica realizada desde los feminismos negros, comunitarios, autónomos, precisamente en la semana en que las fuerzas de la policía, del escuadrón antidisturbios, amenazaron con agredir al grupo de mujeres caucanas que se vieron obligadas a tomarse la sede del ministerio del Interior porque nadie las escucha, porque ni sus vida ni las de sus familias y comunidades le importa a nadie porque son personas negras, pobres y de provincia. Ella se ríe de las críticas y escribe en SOHO, una revista que se jacta de no pagarle a las modelos que desfilan en sus páginas como mercancía disponible. Ella que pretende hablar por todas por, “ser la primera feminista en Colombia”, habla desde su privilegio de europea en un país servil, es incapaz de cuestionar sus prácticas políticas y por supuesto, sus privilegios. Ella que disfruta de tener una pensión puede seguir tranquila en su confortable apartamento bogotano, y por otra parte, las mujeres caucanas seguirán en el Ministerio, peleando y resistiendo hasta ser escuchadas.

Bombón.

Anuncios